Ruta de navegación

NovedadesCommand

Publicador de contenidos

null Liderazgo en las PYMES

La importancia del liderazgo en las PYMES

La búsqueda de talento es uno de los principales activos de las empresas. Encontrar personas capaces de dirigir y coordinar equipos, guiándoles en la dirección correcta, es una tarea más compleja de lo que parece. Sin embargo, el perfil ha cambiado con respecto a tiempos anteriores, ya que ahora no se buscan jefes como tal, sino líderes. De ahí la importancia del liderazgo empresarial en la actualidad.

En los últimos años es una de las habilidades más codiciadas por las empresas, en especial las Pymes, que al contar con un menor número de trabajadores, tienen que tener muy claras sus funciones y una organización muy precisa.

Pero... ¿qué es esto del liderazgo empresarial?

liderazgo pymes

El liderazgo en las Pymes, así como en cualquier otro tipo de organización, se puede entender como la capacidad de influir en otros para la consecución de los objetivos marcados. Es decir, se trata de sacar el máximo potencial y efectividad de los empleados a partir de la comunicación o la motivación, entre otros.

Cada empresa presenta unas necesidades diferentes, y es labor de los líderes conseguir que los empleados sean capaces de satisfacerlas de la mejor manera, algo que reportará beneficios no solo a los propios empleados, sino también a los negocios.

Existen distintos tipos de liderazgo empresarial, que han ido evolucionando con el paso de los años. Antes estaba de moda el liderazgo autocrático, basado en la imposición de la autoridad y las jerarquías. Sin embargo, en estos momentos hay otras formas de gestionar talento que funcionan mucho mejor, eliminando las barreras de superioridad y optando por un modelo más igualitario entre todos.

El liderazgo en las Pymes y sus principales características

Pero para hablar de liderazgo en las Pymes, no solo es necesario saber en qué consiste, sino qué se puede conseguir gracias a él y cuáles son sus principales características por las que merece la pena apostar por una estrategia en este aspecto.

  • Desarrolla la comunicación. La clave de toda estrategia de liderazgo en las Pymes empieza construyéndose por la comunicación. Es la base para saber qué esperar de cada empleado, qué cualidades tiene cada uno y, por tanto, estructurar y coordinar los equipos de la mejor manera. Fomentar el diálogo constante, reconocer los logros de los demás y estar permanentemente en contacto directo y cercano con los trabajadores es fundamental para mantener una escucha activa.
  • Motiva, inspira, y favorece la superación personal. Si te ves rodeado de buenos profesionales, competentes y resolutivos, de alguna manera te contagias. Estar siempre conectado te sirve para crecer personal y laboralmente. Si un líder establece relaciones basadas en la confianza y la seguridad, se crearán vínculos mucho más allá de lo laboral.
  • Mejora el rendimiento y la productividad. Esto es así desde siempre. Trabajadores felices equivale a mayor productividad y un rendimiento más eficiente. ¿Por qué no aprovecharlo?
  • Favorece la toma de decisiones y la organización empresarial. Todas las empresas pasan por momentos en los que hay que tomar decisiones, y ahí juega un papel muy importante las características personales que tenga la figura que ejerza de líder, ya que gracias a sus capacidades para negociar, gestionar recursos o motivar al personal, podrá tomar mejores decisiones con vistas al futuro.
  • Genera un ambiente laboral saludable. Fomentar un entorno laboral en el que todos tengan cabida, y puedan opinar libremente es un tesoro. Está demostrado que las personas que acuden felices a su puesto de trabajo y se sienten integrados desempeñan sus tareas mucho mejor, lo que reduce el ausentismo laboral.
  • Reporta beneficios a la empresa. Parece evidente pensar que si los trabajadores están motivados, se sienten valorados y reman todos en la misma dirección, conseguir los objetivos estará más cerca, lo que se traduce en beneficios para la organización, que a su vez proyecta una imagen fuerte y sólida.

Como ves, el liderazgo en las Pymes tiene más importancia de la que parece. No solo consiste en tener más o menos empleados, sino en saber gestionarlos y orientarlos adecuadamente. En las Pymes ocurre eso, es preferible contar con menos trabajadores pero bien estructurados y motivados, que dirigir a muchos desde un ambiente desorganizado y caótico. ¿En tu empresa se apuesta por el liderazgo empresarial?

 

#TuAgenteCaser

Compartir en